jueves, 9 de septiembre de 2010

El secreto de vivir

El secreto de vivir, de Frank Capra, que en versión original se llama “Mr. Deeds goes to town”, es una de esas películas anteriores a los años cuarenta que con un guión simple, y a veces previsible, un puñado de elipsis temporales y un par de actores de renombre, servían para entretener a todo tipo de público. Pero también apunta los primeros síntomas de la moralina hollywoodiense que tan presente estuvo en todo el cine clásico, y, a decir verdad, en todo el cine de Hollywood...


Un hombre que nunca ha salido de su pueblo recibe, sin esperarlo, una herencia multimillonaria de un pariente lejano muerto en Italia. Cuando el hombre llega a la ciudad, todo el mundo intenta aprovecharse de él, de su inocencia, de su bondad. Pero ser pueblerino no es equivalente a ser tonto: lo que no esperan todos esos buitres de ciudad es que Mr Deeds sea tan inteligente… 
Tierna, emotiva y graciosa, El secreto de vivir es una de esas comedias románticas de finales de los años treinta que marcaron una época, un estilo y un género. Para algunos la mejor peli de Capra, para mí, a pesar del abuso de elipsis, una buena película, pero demasiado encorsetada en una época concreta de la historia del cine.

1 comentario:

VELPISTER dijo...

Este director tiene una película que detesto (Qué bello es vivir)
y otra que se encuentra entre mis favoritas
Arsénico por compasión.
A excepción de esta película, tienes razón, siempre un poco encorsetado.