lunes, 19 de julio de 2010

Entrevista surreal a Elena Anaya

Mario Crespo: Hola, Elena.
Elena Anaya: Hola, guapo.
MC: Ah, gracias por el piropo, la gente no sabe que lo hemos pactado.
EA: Ni tampoco sabe lo que me pagas por decir cuatro chorradas.
MC: Claro, tampoco saben las cantidades que manejamos los millonarios.
EA: ¿Pero tú no vives en Alcorcón?
MC: Ah, sí, bueno, pero trabajo en Pozuelo.
EA: Ya, ya.
MC: Bueno, metámonos en harina.
EA: Para rebozarnos, ¿o qué?
MC: Ja, ja, qué chispa tienes, Elena, eres muy graciosa…
EA: Sí, ya lo sé, ji, ji.
MC. ¿Sabes que eres una de mis musas?
EA: ¿Y eso qué quiere decir?
MC: Que cuando te veo me pongo más caliente que el cenicero de un bingo.
EA. Ah, muy bien, pero yo soy más de ir al casino, el bingo es de viejas.
MC: ¿Con quién te gustaría compartir tu habitación en Roma?
EA: ¿Y a ti?
MC: A mí con las dos, con Natasha Yarovenko y contigo, claro. Estaría muy bien. Oye, si te apetece sólo tienes que…
EA: Pero ¿tú quién coño te has creído que eres?
MC: Yo trabajo en Pozuelo y tengo un Ford Focus 1800 TDCi con 115 Cv. Joder, soy un buen partido…
EA: Sí, muy bueno, sí, eres como un Alcoyano-Real Unión de Irún en 2ªb.
MC: No, soy socio del Zamora C.F., jaja.
EA: Qué equipazo.
MC: Sí, por supuesto que sí.
EA: Sí, casi como el Barça de Guardiola, sí…
MC: Oye, cambiando de tema: el otro día me crucé contigo en Malasaña, pero no me reconociste.
EA: Claro, si no sales en la tele no te conozco. Es obvio.
MC. Ya, es verdad, soy un pobre diablo, pero sin maquillaje estabas muy guapa, ibas como de hippie, con una amiga tuya. Te me quedaste mirando y… bueno, eso subió mi ego.
EA: Me quedo mirando a todos los gilipollas que me reconocen, así los amedrento.
MC: Sí, a mí me pasó eso, pensé en darte dos besos, pero no tuve valor.
EA: Pues bien hecho, te hubieses llevado dos hostias.
MC: Gracias, muy amable, para la próxima ya sé lo que tengo que hacer.
EA: Bueno, ¿se ha acabado ya la entrevista?
MC: Sí, es posible.
EA: Me ha encantado, ha sido muy profunda.
MC. Sí, muy profunda, sí, muchas gracias.
EA: A ti, moreno.
MC: ¿Me das dos besos?
EA: No, no, que me picas con las barbas…

1 comentario:

Anónimo dijo...

Vaya pitera que tienes, colega.
:)