domingo, 13 de abril de 2008

Luis Quico


El pasado sábado falleció el artista zamorano Luis Quico. Un hombre polifacético, renacentista: pintor, caricaturista, ilustrador, escultor, mosaicista y uno de los vidrieristas más importantes del S.XX. Un personaje histriónico y moderno, tantas veces incomprendido en su ciudad natal. Idolatraba a Max Aub, era crítico y provocador, y desprendía cierto aire de artista maldito. Como la vida, desgraciadamente, corroboró. Era una persona cercana a mi familia y amigo de mi padre. Sirva este texto como humilde homenaje a este autor total que siempre se ha merecido todos mis respetos.
Copio el poema que el poeta Claudio Rodríguez le escribió y que sale publicado en La Opinión de Zamora de ayer domingo:

A manera de carta rara a un artista verdadero

Querido Luis: ¿Tú viste las vidrieras
al nadar en el Duero? Anchas espaldas,
ya sin miedo. Sí, San Gil y la calle Pelayo,
y la visitación de Visi, y tantos amigos. Datos
de Datas. Tú lo sabes. La memoria perenne,
como las murallas; pero tú nunca estuviste
cerrado, tú eres el autor-protagonista, día a
día, en dibujo, escultura, mosaicos... y la
música que te inventabas con Pero Mato
y La Gobierna, junto a Mozart y Buffalo
Bill, ¿recuerdas? Zamora y mundo.
Tú eres un vanguardista extraño y cierto,
como con "destiempo" como diría tu
admirado Max Aub. De ahí el cambio,
el sufrimiento, la renovación grave y
amarga al mismo tiempo. Imposible,
Luis, saber la enjundia de tu aventura
verdadero. La verdad tangible. ¿Era
cierta lo meada de Manín, como cerveza,
en el vaso de Guty Vamba - o Wamba,
como el rey visigodo que se retiraría a un
convento, como tú tenías que hacer?
¿Eran verdad tantos años, tanto apariencia
de las cosas, que tú rechazas, el azar de la vida,
que tú aceptabas sin simulación, con protesta
hacia el engaño, insobornablemente?
Bien sé, querido Luis, que me estoy poniendo
pesado, como tú algunas veces pero no
te perdono que me hayas quitado algunas
novias de entonces, ni que nadaras mejor
que yo -sobre todo a la braza-.
Ten, jugando con las palabras, mi abrazo
de siempre en tu homenaje tan necesario
y querido. Iba a firmar Cayín pero
qué le vamos o hacer.

D.E.P, Luis Quico.

2 comentarios:

Clifor dijo...

Una vez le criticaban en las aulas de la escuela de arte. Decían que era limitado y tal. Al día siguiente, Alfonso Bartolomé y Antonio Pedrero trajeron una carpeta con dibujos de Quico. Aquellos que decían que no sabía dibujar se quedaron sin argumentos.

Grande, Quico.
DEP

Mario dijo...

Artísticamente me parecía, sobre todo, un gran creador y un hombre con una inventiva soberbia. Tal vez, técnicamente no despuntara tanto como Pedrero u otros, pero cojo tampoco era.

Se nos va un grande más.