sábado, 24 de noviembre de 2007

El extraño viaje (In memoriam)



No he visto toda la filmografía de Fernando Fernán Gómez, pero de lo que he visto, esta película me parece magistral para la época y la situación que se vivía en España en 1964 y sus imposiciones respecto al cine.
Comienza siendo una historia costumbrista ambientada en Mazarrón para pasar, a través de una filigrana narrativa, a un thriller con un ritmo vertiginoso que nos lleva hasta el final de la película. Final un tanto decepcionante debido a la censura, ya que el autor tenía previsto uno mucho más dramático.
Me encanta la forma de narrar la historia, el perfil de los personajes, de las clases sociales del pueblo, la trama, pero sobre todo la resolución del misterio sólo a través de imágenes. Algo que rezumaba frescura por los cuatro costados.
Está muy en la línea del cine innovador de Buñuel, no por surrealista sino por conseguir esa atmósfera extraña, misteriosa, por el personaje de la mala de la película, etc.Pero también sabe combinar este misterio con un realismo propio de los italianos del neorealismo o del mismísmo Juan Antonio Bardem en “Calle Mayor”.

Se va un grande más. Se nos acaba la mejor generación de actores que hayamos visto jamás: Paco Rabal, Agustín González, Fernán Gómez ... Y es una pena porque, como digo, no hay una generación detrás que pueda reemplazar a estos genios, a esta gente que con unas dificualtades tremendas eran capaces de hacer cine grande, cine con mayúsculas.
Nunca me olvidaré de dos papeles de Fernando Fernán Gómez. Tal vez no son los mejores, ni los más importantes, pero son lo que se me han quedado en la retina de una forma más entrañable. Y no son otros que el papel principal de “En la Ciudad sin límites” de Antonio Hernández y el secundario de “Todo sobre mi madre” de Alomodóvar.

Hasta siempre Fernando.

2 comentarios:

Dani dijo...

Sin duda, "El extraño viaje" es una película brillante, y más aún si tenemos en cuenta, como dices, la época y las circunstacias en las que se realizó. Y, sin embargo, como muchas películas de entonces tampoco ésta goza de demasiada fama. Y es una pena. Ya es hora de que en este país se reivindique el cine que se hacía en aquellos años. Parece que cuando la gente mira hacia atrás sólo recuerda las películas con folclóricas o niños cantores, o comedietas chuscas, o las del destape... Muy pocos tienen en cuenta películas como esta, o como Calle Mayor, El verdugo, Atraco a las tres... Películas que conseguían salir adelante a base de talento y ganas, con todo en contra, y que alcanzaron una calidad envidiable. Si se tuvieran un poco más en cuenta, quizá se reduciría la mediocridad general por la que se caracteriza el cine español contemporáneo. Enhorabuena por el post.

Mario dijo...

Dicen que la necesidad aguza el ingenio.
Mira Saura, desde que murió Franco no volvió hacer pelis como La Caza o el Jardín de las Delicias. En cambio hizo bodrios como Taxi.
Un saludo.